/Noticias
Noticias
 
03/02/2013 El nuestro es cáncer de pobres

“Dime cuánto cáncer de cérvix tienes y te diré cuán pobre eres”, es un dicho que se escucha en congresos oncológicos internacionales, al referirse a la relación que la pobreza tiene con este tipo de cáncer, según comenta Wàlter Guerra, director del Instituto de Cancerología (Incan).  

 

En Guatemala, aunque existe un gran subregistro, solo en el Incan se atienden al menos 900 casos nuevos de este tipo  cada año y es el que más personas mata, de acuerdo con las estimaciones de los médicos. 

 

“El cáncer de cérvix tiene que ver  con la ignorancia, la poca higiene, el inicio temprano de la actividad sexual, el primer parto a temprana edad y tener muchos compañeros sexuales. El principal cofactor causal es el virus del papiloma humano”, señala Guerra.

 

Según el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social, en el período de enero a septiembre de 2012 habrían muerto 171 mujeres como consecuencia de esta variedad del mal; estas cifras se contrastan con las de la Organización Panamericana de la Salud (OPS), la que refiere que en el país mueren anualmente 700 mujeres a causa del cáncer cervicouterino. (lea: Hay vacuna contra el papiloma). 

 

La pobreza también representa un papel preponderante en el cáncer de estómago, que es la primera causa de muerte por cáncer en los hombres. Según el ministerio, entre enero y septiembre del año pasado este habría cobrado unas 412 vidas. 

 

Al Incan llegan un promedio anual de 610 casos de este tipo. El principal cofactor de esta variedad es la bacteria helicobacter pylori, que se relaciona directamente con la falta de refrigeración de los alimentos, lo que es común en áreas rurales del país donde no hay electricidad.

 

A decir del médico, las causales señaladas con antelación son las que estrechan el vínculo entre estos tipos de cáncer y la pobreza. 

 

Los otros grandes asesinos

Otro cáncer que afecta en buena medida a las mujeres es el de mama, del cual se reportan anualmente unos 250 casos en el Incan. En este padecimiento, los diagnósticos apuntan que el principal origen son los factores hereditarios, por lo que toma especial importancia la detección temprana. 

 

El cáncer de mama tiene más cobertura a nivel mediático, debido a que, como indica el oncólogo Walter García, jefe de la Unidad de Cirugía del Instituto, “ha tenido impacto porque ha afectado a esposas de presidentes y artistas famosas, lo cual lo ha puesto de moda”. 

 

Señala que aunque en Guatemala, a diferencia de otros países, no es el que más casos reporta ni más mujeres mata, las casas comerciales sí emprenden campañas en beneficio de sus víctimas. 

 

De acuerdo con el ministerio, en el período indicado con antelación este cáncer habría causado 44 fallecimientos. 

 

El cáncer de próstata, aunque según señala Guerra es de lento avance, muchas veces no recibe un diagnóstico oportuno debido a los prejuicios que provoca en los hombres hacerse los análisis del caso, lo que representa un papel negativo.

 

Javier Figueroa Moraga, jefe de la Unidad de Cirugía del hospital de cancerología, refiere que “el hombre tiene el prejuicio de que solo con el examen rectal se puede hacer el diagnóstico, y ya no es así. Actualmente hay un marcador de antígeno prostático específico que se mide con un examen de sangre y se complementa con ultrasonido, que son dos exámenes que pueden dar idea si existe cáncer de próstata”. El problema, según Figueroa, es que muchos hombres solo se preocupan cuando empiezan a experimentar incremento en las micciones, goteo y otras molestias.  Las muertes reportadas por el ministerio con esta variedad fueron 119.

 

El cáncer de pulmón es otro frecuente asesino, según reporta el ministerio, ya que al menos habría cobrado unas  59 víctimas entre enero y septiembre del año pasado. Según el ministerio, el 95% de pacientes con cáncer de pulmón son fumadores y exfumadores.  En las personas no fumadoras, la aparición del cáncer de pulmón es el resultado de una combinación de factores genéticos, exposición al gas radón, asbesto, y contaminación atmosférica”.

 

Sin recursos y sin políticas 

Con una tasa de mortalidad anual de 7 mil personas y una incidencia de 10 mil casos nuevos por año, el Estado de Guatemala no tiene recursos ni una política definida para lidiar con la enfermedad del cáncer, ya que para dar tratamiento a todas las personas que lo padecen se necesitaría una partida que represente el total del presupuesto anual que se asigna a todo el sistema de salud pública del país.

 

De acuerdo con el doctor Eduardo Palacios, director de la Unidad de Enfermedades Crónicas, del Ministerio de Salud Pública, la terapia completa para cada persona que padece cáncer, en cualquiera de sus manifestaciones, tiene un costo de más de Q700 mil anuales. 

 

“Al multiplicar este dato por los 7 mil enfermos nuevos que surgen cada año, sin contar los que ya lo padecen, se llega a casi  Q5 mil millones, lo que representa el total asignado al Ministerio de Salud Pública, cada año”, indicó.

 

El cáncer se ha convertido en una epidemia que afecta a todos los grupos de edad y niveles socioeconómicos. Sin embargo, es posible prevenir hasta un 30% de los casos con las estrategias adecuadas; y cada vez son más los pacientes con cáncer que pueden ser tratados de manera efectiva y curados, indica la doctora Guadalupe Verdejo, representante de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) en Guatemala.

 

Se estima que entre el 30% y el 40% de  los casos de cáncer pueden ser prevenidos y otro 30% de estos pueden curarse, mediante la detección temprana seguida de un tratamiento efectivo.

 

Aunque existen esfuerzos por documentar cuántas muertes produce cada tipo de cáncer, estas estadísticas no reflejan la realidad. Guerra reconoce: “La mayoría de la gente viene, se trata, regresa a su comunidad y nunca sabemos si murió. No hay ese seguimiento”.  Figueroa explica que en otros casos la persona llega a los servicios de salud y aunque se procura brindarle ayuda a través de trabajo social, no logra completar los costos de los tratamientos y vuelve a su comunidad. (lea: Impacto en los países más pobres). 

 

Detección temprana

En la actualidad está vigente, hasta el 15 de marzo, la Jornada de detección temprana de cáncer de esófago, estómago, colon y recto, que consiste en realizar los exámenes necesarios para este tipo de diagnóstico a precios más bajos de lo normal. 

 

Durante esta campaña la colonoscopía tiene un valor de Q925, la gastroscopía Q775, el paquete que incluye los dos anteriores Q1,600, la gastroscopía con anestesia local Q500, exámenes de laboratorio Q60 y asesoría nutricional Q35. 

 

Para más información puede comunicarse al 2417 2100 o al 2417 2112. 

 

Además del diagnóstico temprano, el ejercicio sistemático, una dieta saludable y no fumar, son algunas de las medidas que se recomiendan para evitar cualquier tipo de cáncer. Habrá que prestar atención también a factores de riesgo específicos de cada tipo, tal es el caso del de cérvix, que incluyen inicio temprano de relaciones sexuales, múltiples parejas sexuales, múltiples partos y la infección del virus del papiloma.  

 

En el de estómago, además de fijarse en la infección por helicobacter pylori, también inciden la gastritis crónica, la edad avanzada, ser de sexo masculino, dieta rica en alimentos salados, ahumados o conservados, metaplasia intestinal, poliposis adenosmatosa familiar y antecedentes familiares. 

 

Los historiales familiares son importantes en todos los cánceres. Además, es vital realizar los exámenes como papanicolaou y mamografías en mujeres, de próstata en hombres y de estómago y otras cuando se considere tener riesgos, especialmente después de los 40 años, señalan los especialistas.

Comentarios(0)

03/02/2013 Casos de cáncer se duplicaron en 20 años

Dentro de dos décadas los casos de cáncer diagnosticados cada año serán unos 26 millones, el doble de los que se detectan actualmente en el mismo periodo, según las proyecciones que maneja la Organización Mundial de la Salud (OMS).
 
Esta alarmante tendencia contrasta con la posibilidad que existe de prevenir en al menos un tercio las muertes provocadas por esta enfermedad, que se elevan a 7,6 millones cada año, explicó el experto del Departamento de Enfermedades Crónicas de la OMS, Andreas Ulrich.
 
Las estadísticas que recopila la OMS confirman que dos de cada tres nuevos casos diagnosticados y de fallecimientos ocurren en países en desarrollo, donde la incidencia continúa aumentando a ritmos alarmantes.
 
Parte de la prevención pasa por adoptar estilos de vida más saludables y dejar de lado hábitos de riesgo como el tabaquismo, el consumo nocivo de alcohol y la obesidad, recordó el especialista con ocasión del Día Internacional del Cáncer, que se celebra el próximo lunes.
 
Los expertos coinciden en que el diagnóstico precoz es esencial para tratar con éxito el cáncer de mamá, cervical o de colon.
Sin embargo, la OMS señaló que más de la mitad de países del mundo tienen dificultades para prevenir y ofrecer tratamientos y cuidados a los pacientes de cáncer.
 
Muchos de ellos incluso carecen de planes funcionales de lucha contra el cáncer que incluyan la prevención, el diagnóstico precoz, el tratamiento y los cuidados posteriores.
 
"Además, menos del 50 por ciento de los países tiene un registro de cáncer en función de la población, fundamental para recoger información de alta calidad sobre el número y los tipos de cáncer existentes", indicó la OMS.
 
La incidencia de tipos de cáncer varía mucho entre hombres y mujeres y entre países industrializados y en desarrollo.
El 80 por ciento de los enfermos de cáncer de pulmón son hombres, debido al consumo de tabaco, un factor de riesgo que no es muy significativo entre las mujeres, para quienes el mayor peligro en algunas regiones del mundo tiene que ver con el uso de carbón para cocinar y la contaminación interior que su combustión genera.
 
El cáncer se origina en una célula y el proceso que convierte una lesión precancerosa en un tumor maligno resulta de la interacción entre los factores genéticos de una persona y una serie de agentes externos.
Esos agentes pueden se cancerígenos físicos -como las radiaciones ultravioletas e ionizadas- o químicos, como asbesto, los componentes del humo del tabaco, la aflatoxina (contaminante de los alimentos) y el arsénico (contaminante del agua).
 
Asimismo, hay cancerígenos biológicos, como las infecciones causadas por ciertos virus, bacterias o parásitos.
El envejecimiento es otra causa del desarrollo de cáncer, cuya incidencia aumenta con la edad debido a la acumulación de factores de riesgo y a que a mayor edad los mecanismos de reparación celular del organismo son menos eficaces.

Comentarios(0)

03/02/2013 La innovación más grande en radioterapia

En los cincuenta con la invención de los equipos de cobalto, los radioterapeutas dependíamos de los tatuajes en la piel para guiarnos en la aplicación de la radioterapia. Esto era literalmente una terapia de ciegos, pues ingenuamente asumíamos que los tumores y los órganos en el interior de los pacientes no se movían, lo cual no es cierto. Además, al aplicar la radiación sin modificar la intensidad de la misma solo trae graves consecuencias a los pacientes. Es ahí donde la tomoterapia es la única máquina que ha cambiado la forma de aplicar la radiación y ahora hemos pasado de una radioterapia de ciegos a la certeza en la aplicación del tratamiento.



Los grandes avances consisten en:

1. La configuración única de esta máquina en forma de TAC hace que la aplicación de la radiación sea circular y continua a medida que el paciente se va moviendo lentamente en el interior de la máquina, dirigiendo en ese proceso aces finos de radiación con exactitud milimétrica en un proceso que es como pixelar los tumores.



2. Los aces son modificados en su energía y en su intensidad, de tal forma que se aplican intensamente sobre el tumor, pero suavemente sobre los órganos que rodean a este. Esto disminuye de manera significativa las posibilidades de complicaciones y daños innecesarios, elevando al máximo los efectos terapéuticos deseables como son el control de las enfermedades tumorales y la eliminación de estos. Este proceso recibe el nombre de intensidad modulada de radiación.


3. Tomoterapia es el único equipo que aplica este tipo de radiación en forma única. Por supuesto que existen otros centros en El Salvador que dan tratamiento pero con una tecnología menos avanzada y por lo consiguiente reducen los costos.



4. Para poder dirigir la radiación en forma exacta con tomoterapia no dependemos de los tatuajes en el cuerpo, sino que diariamente se hace una tomografía en tres dimensiones durante el mismo proceso de aplicación del tratamiento, para distinguir la localización del tumor cada día, así como de los órganos delicados que le rodean. De esta forma se reduce al mínimo el error humano. Esta tomografía nos permite ver con claridad y ser exactos a la hora de aplicar el tratamiento.



Finalmente, el país ya es parte de esta innovación, ya que uno de los centros privados que se dedica a brindar tratamiento integral para todo tipo de cáncer ya cuenta con un respaldo en todo el mundo. Se trata del Centro Internacional de Cáncer. Dicho nombramiento lo ha llevado a la cúspide de los centros de radioterapia y radiocirugía del mundo al ser nombrado como Luminay Site, lo que lo convierte en un centro de entrenamiento de radioterapia y radiocirugía para médicos físicos y técnicos del mundo. Un avance que, como radioterapeuta, me hace sentir satisfecho, orgulloso y me anima a continuar mejorando día a día.

Comentarios(0)

03/02/2013 En el Día Mundial de la Lucha Contra el Cáncer especialista explica tratamientos

SANTO DOMINGO.- El Día Mundial de la Lucha Contra el Cáncer se celebra todos los años el 4 de febrero, establecido en el año 2000 en la Cumbre Mundial Contra el Cáncer para el Nuevo Milenio, en Francia, por iniciativa de la Unión Internacional para el Control del Cáncer.
El cáncer es la segunda causa de muerte en Las Américas, con 2.5 millones de casos nuevos y 1.2 millones de muertes; a nivel mundial mueren alrededor de 8 millones por tipos cancerígenos.
 
Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), más del 70 por ciento de las muertes por cáncer se producen en países de ingresos bajos y medios, como la República Dominicana.
La Liga Dominicana Contra el Cáncer, en 2009 se registraron 2084 casos, cifra que ha venido aumentando. En 2008 fueron 2,017 y en 2007 un total de 1,801.
 
Entre los tipos de cáncer más comunes registrados en el Instituto Oncológico Heriberto Pieter en el año 2009 está el cáncer de próstata, 180; cuello uterino, 374 casos; y 463 de cáncer de mama.
A propósito la conmemoración, el oncólogo, médico nuclear y radioterapeuta Luis Moreno Sánchez, habla de la radioterapia como alternativa para tratar cáncer.
 
Dice que con la radioterapia también se puede aplicar la quimioterapia y cirugía. Dice que la primera, consiste en la aplicación de radiaciones ionizantes (rayos X o radioactividad) para eliminar o detener el crecimiento de células cancerígenas.
Ofrece la ventaja es que, con cálculos precisos, el ataque es sólo sobre la zona afectada, por lo que el área circundante recibe dosis mínimas que no causan daño.
 
El especialista adjunto de Clínica Abreu CDD Global explica que con este procedimiento se pueden tratar diversos tipos de tumores, ya sea para detener su crecimiento o para eliminarlos.
Asegura que con el equipo y las técnicas modernas del Servicio de Radioterapia de la Clínica Abreu, similares a los utilizados en centros de alto prestigio internacional, se disminuye el daño colateral durante el tratamiento de tumores.
Dice el médico especializado en radioterapia y medicina nuclear que todas estas técnicas se encuentran disponibles en nuestro país.
Menciona las diferentes técnicas de radioterapia, como Radioterapia de Intensidad Modulada o IMRT, la Radioterapia Guiada por Imágenes o IGRT y el acelerador Lineal Clinac 21 iX, de la Casa Varian.
Asimismo, Radioterapia Estereotáxica Extracraneal, conocida como SBRT, que con sesiones de tres a nueve, permite administrar irradiación a lesiones extra-craneales y mínimas a los tejidos circundantes. Fue realizada por primera vez en el país en la Clínica Abreu.
 
Otras son radioterapia 3D, 2D, radioterapia superficial o electrones, ésta última de mucha utilidad en lesiones superficiales o de poca profundidad, queloides o cicatrices hipertróficas, dosis de refuerzo al lecho quirúrgico de la mama preservada.
Autor: Romilka Pérez

 

 

Comentarios(0)

03/02/2013 100 pacientes por día atiende Unidad de Radioterapia de Ciudad Bolívar

Un promedio de 100 pacientes por día atiende la Unidad de Radioterapia y Medicina Nuclear del Complejo Hospitalario Universitario Ruiz y Páez de Ciudad Bolívar, estado Bolívar, cuya dotación y adecuación fue asumida por la Gobernación y el Ministerio para la Salud.
 
La presidenta del Instituto de Salud Pública de Bolívar (ISP), Ana Gineth Morales, informó que esta unidad cuenta con los más modernos equipos de toda la región suroriental del país y atiende tanto pacientes bolivarenses como provenientes de los vecinos estados Monagas y Anzoátegui.
 
"Contamos con equipos de última generación, como un acelerador lineal, una bomba de cobalto para los tratamientos antineoplásicos y un tomógrafo especial para obtener imágenes que nos permiten planificar los tratamientos que debe recibir cada paciente y su evolución", indicó.
 
Estos equipos poseen sistemas en tres dimensiones, lo que les da una fidelidad y precisión muy superior a los utilizados en centros privados de otras regiones del país.
 
La Unidad de Radioterapia y Medicina Nuclear presta también servicios adicionales como consultas psiquiátricas y nutrición.
Morales señaló que como parte de la consolidación del Sistema Nacional Público de Salud y el acceso de la población a servicios médicos de primera calidad, el trabajo de esta unidad se ha complementado con el realizado en el Hospital Oncológico Virgen del Valle, ubicado en adyacencias del complejo hospitalario Ruiz y Páez, donde se realizan servicios de quimioterapia y consultas.
El Hospital Oncológico Virgen del Valle, inaugurado en 2010, es otro de los proyectos conjuntos ejecutados entre el Ministerio y la Gobernación a favor de la población del sur del país.
 
"Con estos dos centros ofrecemos un servicio único en el estado Bolívar, que cubre las necesidades de miles de pacientes que no tienen recursos para pagar los altos costos de los tratamientos, exámenes y consultas para enfermedades neoplásicas", añadió.
Recordó que en la entidad se han ejecutado otros proyectos para ampliar la gama de servicios que ofrecen los centros de salud y ambulatorios existentes, especialmente en áreas de alta complejidad.
 
Uno de estos proyectos es la nueva Unidad de Quemados del Complejo Ruiz y Páez, donde se atenderán a pacientes que hasta el momento debían ser trasladados a Caracas, Valencia o Maracaibo para ser atendidos.

Comentarios(0)

02/02/2013 El OIEA ofrece tecnología nuclear contra el cáncer a los países más pobres

 

Como casi todas las desgracias, el cáncer golpea más fuerte entre los más débiles. Más del 70 por ciento de casos se dan en países en vías de desarrollo, un desequilibrio al que sólo la cooperación internacional puede poner freno.
 
En ese ámbito, el Organismo Internacional de Energía Atómica (OIEA), más conocido por su labor en casos de accidentes atómicos o en el control de armas nucleares, impulsa que también los países pobres puedan usar esa tecnología, en forma de radioterapia y medicina nuclear, como arma contra el cáncer.
 
El lunes próximo se celebra el Día Mundial contra el Cáncer y, según datos del OIEA, de las 11 millones de muertes que causará esta enfermedad en el año 2030, siete de cada diez se producirán en países con ingresos bajos o medios.
 
"El problema del cáncer ya no es un problema de los países desarrollados solamente", advierte en declaraciones a Efe en Viena el médico cubano Rolando Camacho, responsable de PACT, el programa genérico del OIEA contra el cáncer.
 
En los países con menos recursos confluyen tanto los factores de riesgo que se ven en países ricos (obesidad, tabaco, sedentarismo) como los propios de países subdesarrollados, como las infecciones, como la del virus del papiloma humano que causa el cáncer cervical.
 
"Estos países no tienen los recursos, ni financieros ni humanos, para enfrentarse a un problema, que está aumentando", dice Camacho.
 
Según el OIEA, en las naciones con recursos medios o bajos, sólo dos de cada 10 enfermos tienen acceso a la radioterapia.
 
A través del PACT (Programa de Acción para la Terapia contra el Cáncer), el OIEA colabora con otros organismos, como la Organización Mundial de la Salud, para que esos países desarrollen estrategias integrales contra la enfermedad.
 
Eso incluye la prevención, el diagnóstico temprano, el tratamiento y los cuidados paliativos, destaca Camacho.
 
En ese objetivo cumple un papel esencial las llamadas misiones "ImPact", que buscan detectar las carencias de cada país.
 
"Ayudarlos a identificar las prioridades y a utilizar esa información para movilizar recursos", define el experto del OIEA ese diagnóstico, solicitado por los propios Ministerios de Sanidad.
 
De las 48 misiones realizadas desde 2005, 37 se produjeron en los tres últimos años, una clara progresión que indica, según Camacho, que está creciendo el nivel de alerta y de interés en los países.
 
Aunque el responsable de PACT reconoce que ha de pasar mucho tiempo para evaluar el efecto sobre la mortalidad de sus programas de ayuda, insiste en que el beneficio es evidente allí donde apenas existían recursos.
 
Así, en Tanzania, la instalación de una máquina de radioterapia permitió doblar hasta 4.000 el número de pacientes en tratamiento
.
En Vietnam, tres millones de personas se beneficiaron de la apertura de un servicio de radioterapia en una zona donde hasta llegada del OIEA no había nada.
 
Con que esa ayuda puede marcar la diferencia entre la vida y la muerte está de acuerdo José Antonio Lozada, un experto venezolano del departamento de Cooperación Técnica del OIEA.
 
"Para algunos países pequeños con pocos recursos (la ayuda del OIEA) es una gran diferencia. Fundamentalmente porque la cooperación que se entrega generalmente va a entes públicos" explica a Efe.
 
Entre los años 2001 y 2010, el OIEA invirtió casi 34 millones de dólares en América Latina en proyectos de cooperación para la lucha contra el cáncer, cuenta Lozada.
 
La cooperación del organismo de la ONU va desde la financiación de equipos de radiología y su calibración, hasta la formación de personal médico y científico o la redacción de protocolos de actuación para detectar y tratar tumores.
 
El mecanismo de cooperación se activa a petición de un país, por lo que no son necesariamente los más pobres los que más ayuda reciben, sino los que tienen en la lucha contra el cáncer una de sus prioridades y en ella concentran sus solicitudes de asistencia.
 
En el ámbito latinoamericano, ejemplos de cooperación recientes son un programa de tratamiento de cáncer del cuello uterino en El Salvador o la mejora de los instrumentos radiológicos en la República Dominicana.
 
Salvo acuciante falta de recursos, los países receptores de la ayuda deben financiar la mitad de estos proyectos, con la idea de que los gobiernos se impliquen y hagan suya la iniciativa.
 
Pero Lozada se refiere también a otro problema, más allá de la carencia de recursos: la voluntad política.
 
"Es una situación, de convencer a las altas autoridades, a los encargados de las asignación de presupuestos, de que la inversión en oncología redunda en mejor calidad de vida, redunda en mejora de la economía, particularmente a niveles familiares", opina.

 

 

Comentarios(0)

02/02/2013 La Fundación Ramón Areces impartirá una conferencia sobre Oncología Radioterápica

El próximo 14 de febrero tendrá lugar una jornada enfocada hacia la Oncología Radioterápica en la Fundación  Ramón Areces con el fin de llegar a conocer todos los avances que van apareciendo en el tratamiento personalizado de los pacientes.

 

El cáncer es una patología que puede evolucionar muy rápido y mostrar una de sus peores caras. Es por ello que la investigación cumple un papel primordial en la búsqueda de una curación rápida y eficaz de la enfermedad. Así el conocimiento biomédico, el soporte socio-sanitario y  la práctica clínica diaria requieren de los avances de última hora.

 

La asistencia radioterápica es individual y personalizada en cada uno de los pacientes gracias a la tecnología diagnóstica y de administración de radiación y a ensayos clínicos prospectivos. El impacto social y científico de la radiación personalizada tiene que ser valorado por profresionales de la salud, por ONGs y medios de comunicación con el fin de reflexionar sobre las nuevas propuestas y oportunidades de mejora vitalicia de los enfermos.

 

La Fundación Areces es una institución privada, sin animo de lucro dedicada al fomento de la investigación y a la difusión del conocimiento. Así mismo, coopera con otras instituciones en pro del desarrollo y la innovación y posee un amplio programa de becas para ampliar el capital humano de nuevos investigadores.

 

La jornada informativa tendrá lugar en el salón de actos de la fundación y aquellas personas que deseen asistir deberán rellenar un formulario de inscripción con fecha límite hasta el 13 de febrero en la página web de dicha fundación.

Comentarios(0)

  Página 12 de 30<< 7 8 9 10 11 12 13 14 15 16 >>  
 

Grupo Arán